Domingo, 27 julio 2014

Historia

¿Y por qué no hacemos una fundación? O mejor dicho ¿fundación hacer mejor?

Con esa pregunta indica nuestra Fundación durante los primeros día del mes enero del año 2014. con esas palabras, Rodrigo Campos, signaban de forma muy efusiva la concentración de esa idea. Aunque en un inicio dudoso por tamaña responsabilidad, Christian Owens finalmente aceptó. Posteriormente convencimos a Marco Martínez (lo cual no fue para nada difícil) y a María Durán, quien una vez consultada si deseaba pertenecer a nuestra Fundación, su respuesta con acento español fue: Pues Claro, que sustos adentro de hace un rato ¿No?.

María Durán ya trabajaba juntos y a la par con nosotros como editora de los libros sobre enseñanza de Lengua de Señas Chilena – LSCh.

¿Pero por qué cuatro jóvenes deseaban conformar una institución de estas características?

Por Necesidad: La necesidad es la respuesta de todos los movimientos a lo largo de la historio de los hombres y mujeres y nosotros como parte de una nueva generación, agradecida y humilde frente al conocimientos de nuestros mayores, aunque ambiciosa y con ganas de cambios relacionados a los interés actuales, observamos que la enseñanza de la Lengua de Señas puede ser mejorada y porque no complejidad a, entregando un estatus del cuál ha quedado relegada.

Por Creatividad: Todos nosotros con ideas nuevascreativas -ojo, todos lo somos- y entretenidas, creemos profundamente que la enseñanza de la LSCh no debe apegarse a la entrega de un leccionario, diccionario o palabras sueltas que carecen de sentidos que para nosotros, los oyentes, solo trae confusión solo existe una contextualización. De esta forma comenzamos la creación de una nueva metodología hecha por profesores de LSCh Sordos, pero con intervención de oyentes. ¿Quién más que nosotros, los que escuchamos, sabemos de qué forma de aprender mejor?

Por las Tecnologías: como parte de la generación de las tecnologías hacemos uso de estas para la enseñanza de esta Lengua. Permitiendo un mejor avance y control frente a la forma que aprendemos y como lo aprendemos.

Por el Profesionalismo y ética: Estamos convencidos que existen competencias que pueden ser logradas a través de la educación y no solo desde la experiencia, sin desconocer esta, permitiendo un mayor umbral en la entrega del conocimiento y educación de la LSCh.

Es así como seguimos nuestro camino y más personas se fueron agregando a nuestra misión; profesores, abogados, artistas, curiosos quienes han aportado desde sus respectivas disciplinas a la conformación de la Fundación AMOMA y también esta Negrito, nuestro miembro más pequeño, fundador, miembro directivo y poseedor de la polera institucional que con solo 3 añitos ya sabe expresarse en señas.

Ahora, no solo esperaremos a ver qué sucede, seremos parte de todas las actividades hasta que logremos esta misión suicida, en donde la inclusión deje de ser un concepto para convertirse en práctica desapareciendo del vocabulario. Ahí nuestra fundación tendrá sus días contados… esperemos que así sea realmente.

Accesibilidad